martes, 13 de septiembre de 2005

Variedad

Anteayer, durante la infumable novillada venteña, algunos aficionados nos lamentábamos de la falta de variedad que exhiben los novilleros a la hora de ejecutar el toreo, y eso que ahora salen de unas escuelas de tauromaquia donde se supone que deberían aprender todo tipo de suertes. Con el capote se han perdido los quites (como mucho alguna chicuelina gorilera) y sólo se ejecutan (mal) la verónica y la media. En cuanto a la muleta, ¿dónde quedaron los ayudados, los trincherazos, los pases de la firma, los afarolados, los del desprecio, etc.? Ya sólo se dan (más bien perpetran) derechazos, naturales alguna vez, pases de pecho y telonazos.

Mausoleo de Joselito el GalloTres lances distintos con la capa y cuatro con la muleta, que en total hacen siete. Reto a cualquier lector a que me indique si ha visto últimamente a algún torero ejecutar más de siete suertes distintas no ya en un toro, sino en toda una tarde. Si es así le envidiaré por haber presenciado algo que yo no veo hace muchos años, y tendré al torero en cuestión como paradigma de la variedad, esperanza y salvación de la Fiesta.

En la famosa tarde de los siete toros de Martínez, Joselito el Gallo hizo veintitantos quites distintos con el capote. No repitió ni uno. Hoy no se pide tanto, pero anécdotas como esta nos hacen entender por qué la gente enloquecía sentada en el tendido de una plaza de toros.

La vulgaridad, la rutina y el adocenamiento se han adueñado del toreo. Si a ello añadimos la decrepitud física y mental del toro de lidia actual, hemos de concluir que la desertización de los tendidos no tiene nada que ver con la "humanización" de las costumbres. Es, simplemente, que lo que antes era un espectáculo entretenidísimo ahora es de un aburrido que no hay quien lo aguante.

2 comentarios:

AntonioJose dijo...

Bastonito, ha sido un placer encontrar tu blog.

Soy Antonio José Martínez y soy el responsable de La Tienta, ese blog que has puesto entre tus link, muchas gracias por el enlace y espero que mi blog te resulte interesante.
Yo por mi parte, en cuanto tenga un tiempin, publicaré un post referenciando tu bitacora.

Un afectuoso saludo y espero qeu con estas webs consigamos acercar la tauromaquia particular de cada uno a los aficionados, porque todos tenemos algun mensaje que hacer llegar y el mundo de los toros tiene que participar activamente de la vida "normal" de una sociedad.
Un abrazo.

bastonito dijo...

Muchas gracias, Antonio José.

Desde 1995 no he parado de hacer cosas sobre toros en Internet, pero nunca había hecho un blog. El tuyo lo descubrí hace un par de días gracias al nuevo buscador de blogs de Google, y me ha sorprendido muy favorablemente.

Un fuerte abrazo, y a seguir con ánimo en la tarea muchas veces ingrata de acercar la Fiesta a la sociedad.