domingo, 29 de octubre de 2006

El estado de la cuestión venteña

Pese a que la oferta del francés Simón Casas es, sin duda, la mejor, y ello es reconocido por tirios y troyanos oficiosamente, los otros dos aspirantes no dan el concurso por perdido y se aferran a clavos ardiendo y a los indicios de pucherazo que se vislumbran en los despachos del Centro de Asuntos Taurinos de la Comunidad de Madrid.

Pedro Gómez Ballesteros. Foto: Archivo de burladero.comPor ejemplo el Director Gerente del CAT, Pedro Gómez Ballesteros, no se cansa de explicar a todo el que quiera escucharle que la temporada taurina recién finalizada en Madrid ha sido la mejor desde hace muchos años, lo cual, como todo el mundo sabe, es una enorme falacia. Otro ejemplo: el pasado viernes, cuando se reunió el Consejo de Administración del CAT, el principal acuerdo fue reclamar a Choperita el pago, en el plazo de una semana (justo la que falta para anunciar el nuevo adjudicatario) del dinero que debe a la Escuela de Tauromaquia por las vacas y los tentaderos prometidos en el pliego y dejados de celebrar, lo cual parece un mensaje claro de que "o pagas, o te quedas sin plaza"

Sobre el futuro de este Ballesteros se cruzan apuestas entre los aficionados. Unos se juegan cenas a que no pasa de Año Nuevo en el cargo; otros pensamos que no hay mejor vasallo que él, y que permanecerá en la poltrona mientras su cuerpo aguante y sirva bien a quien le colocó donde está. Es curioso que, haya estado quien haya estado de arrendatario de la gestión venteña, Ballesteros siempre ha dicho a final de temporada que ésa había sido la mejor de la historia de Las Ventas. Son ya muchos años y le vamos conociendo...

En cuanto a Tomás Entero, hace unos días intentó darse un baño propagandístico de multitudes rodeándose de las peñas y asociaciones de aficionados más representativas de Madrid en una cuchipanda que se celebraría en unos salones cercanos a la plaza de toros ("no os preocupéis, que todo corre de mi cuenta", parece que les dijo). Menos mal que imperó el buen criterio y los aficionados se desmarcaron, haciendo ver al mensajero y agradecido presidente de una de las entidades que aquello no podía ser.

Así pues, parece que tanto Choperita como Entero piensan que pueden ganar, el uno con sus más de cien incumplimientos, y el otro con su casi nula experiencia. Que el Consejo de Administración del CAT haya declarado que no ha terminado aún la baremación es intolerable pues, o la Mesa de Contratación está formada por una panda de vagos y/o inútiles, o hay consigna de la superioridad para que la plaza sea adjudicada a una de las dos peores ofertas, y están haciendo encaje de bolillos con los números.

Quiero pensar que no va a haber pucherazo, pero cada vez son más los indicios de que el concurso estará amañado. Si al final la gestión venteña no la gana Casas y éste pone otro pleito a la Comunidad de Madrid, probablemente tarde años en salir una sentencia firme, pero ésta acabará dictándose, y habrá que pedir responsabilidades a los políticos por la indemnización que deberemos pagar al francés todos los madrileños.

Lo que no acabo de entender es que, si quieren dar la plaza a alguien concreto, ¿por qué puñetas convocan un concurso? Yo, repito, creo que al final no habrá pucherazo y ganará el francés, aunque solo sea por evitar la que se iba a liar en otro caso, que iba a ser muy, pero que muy gorda. Supongo que doña Espe, que es cualquier cosa menos tonta, tendrá eso muy presente a pocos meses de las elecciones autonómicas.

1 comentario:

Anónimo dijo...

La cuestión es que si se la dan a Simón le darán la razón al que les gana en los tribunales. Doña Espe no sé si es tonta, lo que está claro es que la plaza de toros de Madrid le importa un bledo, como a la mayoría de sus colegas